Toda la semana los pronósticos amenazaban y se iban cumpliendo: que viene la lluvia, que bajan las temperaturas, cota de nieve 1800m… y nosotros ilusionados preparando, actividades, pensando en el recorrido, los puntos de reunión y  el mapa de la excursión que componíamos con Qgis. Toda esta preparación en una semana de bastante calor y niveles de alergias por las nubes, incluida nube de polvo africano. Sin embargo, finalmente la predicción se cumplió: el viernes se suavizan las temperaturas, el sábado chaparrón y chaparrón y el domingo más de los mismo. Casi 15 bajas en el grupo, pero el resto deciden ir y el resultado creemos que positivo: fue toda una Aventura.

Montaventureros al inicio de la marcha

Montaventureros al inicio de la marcha

La ruta era bastante corta en longitud y espectacular en cuanto al bosque y los regatos que atravesábamos. Nada más comenzar el grupo de Padres se adelantó para bordear el abedular que ya estaba brotado y que claramente destacaban por su verde claro sobre los acebos de fuertes hojas perennes y los cautos robles a medio brotar.

Hasta las 12.40h ninguna precipitación, el cielo clareaba y se volvía a cubrir y en cuanto sacamos las viandas se puso a granizar. Lo “bueno” del granizo es que al menos no moja tanto como la lluvia, pero si que se nota el ambiente frío. Así que decidimos seguir caminando, hasta que escampó y realizamos la 2ªcomida, con un Sol inesperado. ¿primavera en estado bruto?

Tras la comida los más peques y algunos cautos bajamos hasta Somosierra y los mayores y Valientes siguieron caminado hasta el chorro. De camino al chorro otra espectacular granizada con tormenta incluida hizo que el grupo se uniera y que grandes ayudaran a los pequeños para superar el miedo que produce una tormeta. Lo bueno es que en 15 minutos todo había pasado y llegamos al espectacular chorro.

Nunca sabremos si lo correcto era anular o realizar la excursión, lo que está claro es que nosotros lo pasamos bien, disfrutamos de una estampa increíble y fue una pena no tener más tiempo para recrearnos en la riqueza botánica de este ricón de Madrid. ¿Y tú que opinas es mejor anular o aprender a disfrutar de la montaña con su clima?

Pironos floridos 20 mayo 2012

El Chorro de Somosierra