Hacer senderismo por la naturaleza, es bueno para la salud física, pero indudablemente también tiene grandes beneficios para nuestra salud mental.

Hacer senderismo por la montaña tiene efectos positivos sobre tu cerebro, incluso si no puedes realizarlo en la naturaleza y lo haces en un parque urbano cerca de tu casa.

Nuevos estudios realizados sobre los efectos que produce en el cerebro el senderismo y las actividades en la naturaleza debido a que la población pasa cada vez menos tiempo en el exterior y en especial en entornos naturales.

Solo el 6% de los niños juegan fuera de casa una vez a la semana y pasan casi 8 horas al día viendo televisión, jugando a videojuegos o usando el ordenador, tablet o smartphone.

Y todaváa nos preguntamos ¿por qué es importante pasar más tiempo al aire libre?

Estos algunos de los beneficios que te puede dar el senderismo en la naturaleza:

  1. Despeja la mente

    Según un estudio publicado en la revista académica “Proceedings of the National Academy of Sciences”, un paseo de 90 minutos en un entorno natural tiene un gran impacto en las personas observando en ellas menores niveles de melancolía o pensamientos obsesivos.

    Los científicos también realizaron estudios cerebrales en los sujetos y encontraron que había un menor flujo de sangre a la corteza prefrontal subgenual, la cual esta relacionada con un estado de ánimo negativo. Los sentimientos de tristeza, las preocupaciones y la depresión parecen estar asociadas a esta región y el senderismo la desactiva.

  2. Refuerza tu autoestima

    De acuerdo a un estudio publicado en 2010 en “the Journal of Environmental Science and Technology”, dar un paseo de unos cinco minutos es suficiente para mejorar la autoestima y si pasamos el día entero en el exterior mejoran mucho más los resultados. Pasear junto a zonas de agua, com arroyos, ríos, canales, la playa, etc. parece aumentar y mejorar los efectos, por lo que cuando te dispongas a planear tu próxima ruta, procura localizar lugares con lagos o ríos, para poder experimentar sus beneficios.

  3. Reactiva tu creatividad

    Los psicólogos Ruth Ann Atchley y David L. Strayer encontraron en un estudio de 2012 que tras 4 días de paseos por la naturaleza, sin acceso a la tecnología, los participantes puntuaron un 50% más alto en un test conocido como RAT (Remote Associates Test), este test es una prueba de creatividad utilizada para determinar el potencial creativo de un ser humano.

  4. Recarga tu energía mental

    El senderismo es un ejercicio aeróbico que quema entre 400 y 700 calorías por hora. Sin duda esto ya supone un gran beneficio para nuestro cuerpo, pero los ejercicios aeróbicos también provocan un efecto realmente positivo en nuestro cerebro, mejorando la memoria. Incluso se esta estudiando como forma de combatir la demencia en las personas mayores, porque no solo aumenta la capacidad de retener información, sino que reduce la pérdida de memoria.

  5. Mejora tu capacidad de concentración

    Una individuo con TDAH (Trastorno por Déficit de Atención e Hiperactividad) tiene grandes dificultades para poder mantener la atención o trabajar de forma concentrada, siendo la medicación la primera ayuda para aliviar los síntomas.

    Un estudio de 2004 llegó a la conclusión de que caminar al aire libre y realizar alguna actividad fisica puede reducir los síntomas del TDAH, incidiendo en cualquier edad, persona y estado de salud.

  6. Te ayuda a construir relaciones personales

    Un estudio publicado en Biology Letters encontró que hacer ejercicio en grupo aumenta el umbral del dolor y libera endorfinas, y según otro estudio publicado en la revista Environmental Science & Technology, realizar ejercicio en el exterior esta relacionado con tener mayores sentimientos de revitalización, descendiendo las tensiones, el odio, la depresión y aumentando nuestra energía.

    La investigación demuestra que hacer senderismo como terapia adicional puede ayudar a personas con muy depresivas a sentirse con más esperanza y reducir lo pensamientos suicidas.

  7. Influye positivamente en la cura de enfermedades graves

    En un estudio publicado en 2011, los investigadores midieron los niveles de estrés oxidativo presentes en mujeres con cáncer de mama y hombres con cáncer de próstata antes y después de hacer senderismo. Encontraron que hacer senderismo durante un largo periodo de tiempo puede mejorar la capacidad antioxidativa, lo cual ayuda a combatir el cáncer.

    Otro estudio encontró que las supervivientes al cáncer de mama que hacían ejercicio regularmente creían que el ejercicio físico complementaba la recuperación del tratamiento contra el cáncer.

El entorno natural permite alejarnos del estrés

“El ejercicio físico es importante en muchas aspectos para nuestro cuerpo incluyendo nuestra mente. No obstante, andar por la montaña nos aportará enormes beneficios a nivel mental imposibles de obtener en un contexto urbano.”

Beneficios que aporta el senderismo de montaña:

  • Reduce la presión arterial y ejercita el corazón, disminuyendo el riesgo de padecer enfermedades cardíacas.
  • Ayuda a mantener el peso y mejorar nuestra forma física.
  • Previene y controla la diabetes de Tipo 2.
  • Potencia el aumento de la densidad ósea y contribuye a relentizar la perdida de la misma.
  • Disminuye el riesgo de cardiopatía coronaria y accidente cerebrovascular.
  • Disminuye los niveles de colesterol y triglicéridos altos.
  • Incrementa la tonificación muscular del tren inferior.
  • Fomenta nuestra vida social.
  • Mejora la calidad del sueño.

Estos estudios concluyen que uno de los mejores remedios para curar nuestra mente adormecida fruto de la sobredosis de tecnología e información a la que la exponemos en nuestra vida cotidiana y poder mejorar nuestra capacidad de atención es sin duda el senderismo.

Aventurarse a caminar por entornos naturales influye de manera beneficiosa en el estado de nuestra mente proporcionándonos muchos otros beneficios fisiológicos como puede ser el aporte de vitamina D presente en los rayos del sol además de poder respirar aire limpio.

“El ‘trekking’ o senderismo es uno de los deportes aeróbicos más completos y nuestra comunidad, muy montañosa, es perfecta para practicarlo”

Los ejercicios aeróbicos son los más adecuados para conseguir una forma física optima, rebajar peso y reducir las posibilidades de contraer enfermedades cardiovasculares al mínimo. Las largas caminatas por senderos a través de la naturaleza que nos rodea, donde el aire está limpio, afectan positivamente a todo nuestro organismo, con beneficios para el cuerpo y la mente. Practicando senderismo fortalecemos nuestro corazón, algo que puede ayudarnos a prevenir posibles patologías cardíacas y a mantener nuestra presión arterial en unos valores óptimos, viéndose beneficiados nuestros músculos y huesos.

• El contacto con la naturaleza aporta a los niños múltiples beneficios físicos y emocionales.

Rellena el Formulario y Hazte Socio de Nuestro Club de forma Gratuita para disfrutar de la Naturaleza con nuestras Rutas por la Sierra de Madrid

“Todas Nuestras actividades de aventura en la Naturaleza a tu alcance”